Google+ Badge

lunes, 12 de mayo de 2014

Dice mi mente

Que dónde estabas la noche que mi pasión
por la lectura despertó la suya.
Que no sabía qué pasaba
pero no me estaba gustando.
Que eso de leer lo hacía sola, y libre,
y no bajo 80 kilos de perversión.
Que aún pierdo las formas
cuando pienso lo cerca que estuvo,
lo cerca que estabas,
lo lejos que te vi.
Que me rodearon unos brazos
que no eran los tuyos.
Que entendí
que igual que el hábito no hace al monje,
al hombre no lo hace el valor.
Que fue tan cobarde
que me tocó a mi,
que fui tan ingenua,
que no lo entendí.
Que no nos creíste
ni a los refranes ni a mí:
que los niños no mienten,
que tú lo dejaste ir.

Y ahora te dice tu mente
Que qué ibas a saber tú,
que siempre otorga el que calla,
que era mi verano azul,
que un amigo no te falla.
Que fue la imaginación,
siempre la misma canción.

Y yo me quedé callada,
entre aquel suelo y la alfombra
Pequeña,
abandonada,
en ¨Donde surgen las sombras¨.

No hay comentarios:

Publicar un comentario